Pronóstico del deterioro cognitivo

Proyecto 

El uso de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) y la inteligencia artificial (IA) para evaluar el deterioro cognitivo leve y la sobrecarga en las personas cuidadoras.

Diversos estudios han comprobado la relación entre la velocidad de marcha de las personas mayores con el desarrollo del deterioro cognitivo leve. El objetivo de este proyecto es doble, en primer lugar, evaluar los constructos de soledad, aislamiento social, posición en el hogar y velocidad de marcha de las personas mayores para relacionarlos con el decaimiento cognitivo leve. En segundo lugar, evaluar los constructos de soledad y aislamiento social y relacionarlos con la sobrecarga del cuidador.

Este estudio es de carácter longitudinal, se monitorizará a una muestra de personas mayores y de personas cuidadoras en sus propios hogares durante varios meses. Se utilizarán dispositivos conversacionales, wearables y bluetooth low energy (BLE) para la recogida de información. Posteriormente, se modelará el decaimiento cognitivo leve de las personas mayores y la sobrecarga de las personas cuidadoras en función de las variables, ya citadas, mediante modelos estadísticos e Inteligencia Artificial.

El uso de las TICs y la IA en este área aportaría beneficios económicos, sociales y de salud, ya que podría resultar en la disminución de:

  1. El número de readmisiones de las personas mayores en los hospitales o, en la duración de las estancias hospitalarias.
  2. El gasto farmacéutico derivado.
  3. La probabilidad de visitar a el centro de salud.
  4. La probabilidad de acudir al servicio de urgencias.
  5. Las derivaciones a servicios sociales.
  6. La probabilidad de ingresos en residencias de mayores 

El proyecto tiene el objetivo transversal de tener en cuenta la perspectiva de género, y las variables de edad, nivel socio-educativo y nivel económico tanto en la prevalencia de la soledad y el aislamiento social de las personas mayores, como de las personas cuidadoras formales e informales

El proyecto Evaluación para el pronóstico de deterioro cognitivo leve en las personas mayores y sobrecarga en las personas cuidadoras a través de las tecnologías de la información y las comunicaciones y la inteligencia artificial está financiado por la Universitat Jaume I (UJI).